Mira cómo evitar que te salga acné con el cubrebocas

Sudor, grasa, bacterias y humedad; sin duda la receta perfecta para contraer acné; por supuesto el uso del cubrebocas a diario ha provocado repentinos brotes de acné, sensibilidad, irritación y todo tipo de problemas en la piel.  


La nueva normalidad ha dejado huella en el rostro de todos, sobre todo en las chicas con piel grasa que se maquillan para ir al trabajo. Actualmente la Academia Americana de Dermatología de Estados Unidos está estudiando este nuevo padecimiento, pues también representa un problema de salud. Si tú has notado brotes en tu rostro a raíz del uso de mascarilla, aquí te dejaremos recomendaciones generales para frenar o prevenir este problema en tu piel. 

7.-Evita las telas sintéticas 


Los cubrebocas de neopreno son muy populares y reutilizables, sin embargo esta tela sintética no permite que la piel respire correctamente. Si tienes un grave problema de acné, piel grasa o mixta, lo recomendable para ti es usar cubrebocas de telas de algodón o fibras naturales, o bien, utilizar tapabocas desechables, pues estos calientan menos la zona afectada. 

6.-Lava bien tu tapabocas 


El tapabocas es como la ropa interior, siempre en contacto con una zona húmeda, poco ventilada, por lo que la aparición de bacterias y hongos es muy común. De acuerdo con El Universal se debe tener mucha higiene, de ser posible tener dos o más piezas para alternarlas diariamente, o incluso, cargar una mascarilla extra en tu bolso, para cambiarla a mitad del día si lo necesitas. 

5.-Cremas ligeras y libres de alcohol


Evita los productos extremadamente cremosos, las cremas espesas podrían hacerte producir sebo en exceso y tapar tus poros. Los expertos recomiendan lavar tu rostro con un limpiador suave libre de jabón, desmaquillarte con agua micelar o productos libres de aceite, así como usar cremas con base acuosa y cremas tipo gel. Todo debe ser libre de alcohol pues esto podría generar irritación y sequedad. 

4.-Buena higiene bucal 


Si no llevamos una correcta higiene bucal, es posible que algunas de las bacterias que llevamos en nuestra boca, se transfieran al rostro a través de la respiración. Así que lleva tu cepillo dental, enjuague e hilo dental a todos lados. Una buena higiene en esta zona, evitará que te contagies de microbios en la zona del tapabocas. 

3.-Evita los ácidos en tu cara


Minimiza el uso de ácidos en tu piel cuando uses cubrebocas. Si en tu rutina de día usas serums de vitamina C o Retinol trata de dejarlos para la noche, ya que, con el calor del cubrebocas, los ácidos potenciarán su efecto y podrían lastimar tu piel o causar reacciones alérgicas. 

2.-Lleva toallitas limpiadoras


Si te sientes más cómoda, lleva toallitas micelares o limpiadoras a tu trabajo, así como crema hidratante de bolsillo; si notas que tu piel produce demasiado sebo, ve al baño y con las manos bien limpias retira tu cubrebocas y pasa la toallita por tu rostro para retirar la suciedad. Después aplica crema hidratante. Esta limpieza extra, evitará que te salgan puntos negros y cerrará tus poros. 

1.-Evita el maquillaje cremoso


Si puedes adoptar el estilo “cara lavada” durante la pandemia sería genial; el poner productos extra en la zona cubierta, solo hará el problema más grave. Pero si necesitas llevar maquillaje puesto, opta por opciones en polvo o bases ligeras a base de agua ¡Huye del maquillaje en aceite! Esto solo tapará tus poros. 

Recuerda que estos consejos de higiene son generales, pero si tu problema es muy grave, lo ideal es que acudas con un dermatólogo, para que te analice y te de medicamento especial de ser necesario.