Champú casero para evitar la caída del cabello

¿Cansada de perder enormes mechones de cabello? Aunque la caída del caello es normal, cuando diariamente al bañarte o tocar tu cabeza se desprenden grandes zonas de cabello, hay que empezar a preocuparse. 

Generalmente la pérdida del cabello en los hombres es una cuestión hereditaria y aunque puede ser el caso de las mujeres también intervienen otros factores como el estrés, cambios hormonales, falta de hierro y vitamina E, la caspa e incluso un exceso de testosterona.


Pero no te preocupes, aquí te enseñaremos cómo cuidar tu melena con este remedio natural con el que pronto notarás resultados. Necesitas:

- Una botella de shampoo de bebé, ya que es el que menos químicos tiene
- Aceite esencial de romero
- Aceite esencial de limón
- 2 cápsulas de vitamina E, que puedes conseguir en tiendas naturistas

3.-Modo de preparación 

Para prepararlo solo agrega al shampoo que compraste 10 gotas de aceite esencial de romero, que ayuda a mejorar el flujo sanguíneo del cuero cabelludo, haciéndolo más fuerte.


Luego pondremos 10 gotas de aceite esencial de limón en la botella, que por sus propiedades antisépticas nos ayuda a limpiar profundamente el cuero cabelludo eliminando caspa o exceso de grasa.


Finalmente, agrega las dos cápsulas de vitamina E, que por sus propiedades antioxidantes ayuda a mantener tu cabello brillante y hermoso. No olvides reventar la cápsula y solo agregar dentro de la mezcla el líquido interior.


2.-¿Cómo utilizarlo? 

Cierra la botella y agita vigorosamente para mezclar bien todos los elementos y está listo para usar. Para aplicarlo correctamente, humedece tu cabello y aplica una pequeña cantidad, masajeando tu cuero cabelludo por 10 minutos y déjalo reposar por otros 10 más.


Enjuaga con abundante agua tibia y recuerda usarlo mínimo dos veces por semana, aunque de preferencia es mejor utilizarlo un día sí y un día no.


1.-Cuida tu cuero cabelludo 

Si quieres una ayuda extra para tu cuero cabelludo puedes preparar también una loción casera para después del shampoo, solo necesitas hojas de ortiga, que tienen propiedades antioxidantes y una gran cantidad de vitaminas benéficas para la caída del pelo.

Para prepararla solo agrega 6 hojas de ortiga a una taza de agua y ponla a hervir, retírala del fuego y deja reposar 10 minutos. 


Una vez pasado este tiempo, cuela las hojas y deja enfriar un poco, hasta que quede tibia. Después de que retiraste el shampoo, vierte la infusión de ortiga sobre tu cuero cabelludo y masajea tu cabeza por mínimo 10 minutos. 


Esta loción no necesitas enjuagarla, solo deja tu cabello secar al aire y, si necesitas usar el secador, hazlo a temperatura media, ya que el exceso de calor hace que el cuero cabelludo produzca más grasa.
¡Úsala dos veces por semana y pronto comenzarás a notar resultados!


Recuerda que si sufres de una caída considerable del cabello es conveniente visitar a un dermatólogo para averiguar las causas. Este tratamiento funcionará mucho mejor si haces caso a las indicaciones de un médico.